Skip navigation

BVrv1SMCIAArHWz

La verdad es que llevo casi dos semanas intentando distinguir qué parte de todo esto es cosa mía y cuál del Topamax. Me he visto reaccionando de formas realmente absurdas a situaciones cotidianas, tratando de maneras imposibles a las pocas personas que me importan, y he estado a punto de perderme detalles magníficos por no saber encajar contratiempos sin importancia.
Y qué cojones, ni necesito un abrazo, ni llorar a las diez de la noche porque no encuentro mis gafas. Y me encantaría poder decir que lo llevo bien, pero a estas alturas sé que no sólo necesito que me soporten sino también que me ayuden a subir un poquito más, así que no lo llevo bien; pero me llevan bien a mí, y la verdad, me alegro.

Porque heridas más graves he sufrido…y aquí hemos venido a jugar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: